“Nos Quedamos”, el sencillo de Vargas que no puedes sacar de tu playlist - La Mega
Desde su nueva casa en Argentina, Vargas aprovechó el distanciamiento social para reflexionar sobre el tiempo y su dulce/amarga relación con la vida.

“Nos Quedamos”, el sencillo de Vargas que no puedes sacar de tu playlist

30/10/2020 | 01:51 pm

Por: Carlos Carreño

Desde su nueva casa en Argentina, Vargas aprovechó el distanciamiento social para reflexionar sobre el tiempo y su dulce/amarga relación con la vida. “Nos Quedamos” es el sencillo más reciente del artista; su letra nos hace pensar por dos minutos “quienes somos y qué queremos hacer para irnos de este mundo en paz”.

Producido y escrito por el mismo Vargas, “Nos Quedamos” refleja el inicio de un nuevo ciclo musical. Es el abreboca del sonido y pensamiento que el cantante quiere plasmar para su próximo disco, y que hasta ahora, apunta a ser un éxito como los temas Ciclo y Marginal.

La Mega aprovechó la oportunidad y conversó con Vargas sobre el proceso creativo de la canción, los retos de tocar para un nuevo público, y sobre la montaña de emociones que ha construido en los últimos 10 años de carrera.



LA MEGA: “Nos Quedamos” es tu más reciente sencillo, ¿fue una canción cuya idea se concibió durante la cuarentena o es un tema que ya tenía rato en tu mente?

VARGAS: Tenía la música lista desde año y medio. La letra si fue escrita en cuarentena.

¿Este sencillo es el inicio de lo que será tu nuevo disco o es más un abreboca del sonido que quieres mostrar? Recientemente estrenaste “Portal”.

“Portal” fue un ‘break’ incidental: más una onda de meditación, algo muy mental y espiritual. No lo lancé a modo de sencillo. “Nos Quedamos”, sin duda, será parte del nuevo disco que espero lanzar en junio del año que viene.

¿Cómo es Vargas cuando estrena una canción? ¿Eres de los que lanza un sencillo y no revisa nada hasta cierto tiempo?

Últimamente he estado pendiente de hacer seguimiento de los lanzamientos cada cierto tiempo, pero soy de los que escucha la canción full antes. Una vez estrenada, la dejo ahí y empiezo a escuchar el tema que voy a sacar después.


Vargas

¿Cómo ha sido la receptividad del público argentino con tu música?

Bonita. Aquí hay público para todo, no es un gremio cerrado. El día del músico se celebra el mismo día del natalicio de Spinetta; la cultura alternativa está bastante madura en ese sentido.

En tu tiempo en Argentina, ¿qué agrupaciones o cantantes has descubierto o te han hecho sentir influenciado? ¿Has tenido la oportunidad de colaborar con alguno?

He tenido la oportunidad de colaborar, pero más de forma compositiva. Los músicos que he estado siguiendo de aquí, que me gustan un montón, son: Banda Los Chinos, Conociendo a Rusia y El Plan de la Mariposa… con ellos tuve la oportunidad de abrirles un concierto. Son maravillosos.

¿Ha sido un reto para ti hacer y patrocinar música en un contexto donde las personas no se pueden reunir en toques o conciertos?

No realmente. Ya tengo demasiados toques y conciertos en mi cabeza. Si te soy honesto, todo esto de la cuarentena no cambió mucho mi agenda. Cuando empezó, lo que hice fue descansar un ratito (por lo menos el primer mes). No hice nada, no abrí el programa para grabar, no toqué ninguna guitarra… ya después retomé los proyectos que tenía pendiente. Necesitaba ese descanso.



¿Qué representan las manos pintadas en tu música?

Más que la música, es la manifestación de mi psiquis. Me gusta pintar y siempre he estado conectado con la pintura. En el momento que decidí empezar a pintarme las manos, estaba pasando por un momento de bastante euforia y exceso, entonces por ahí los colores fueron variando: al principio había mucho rosado, azul y dorado. Después de atravesar ciertas partes, fui cambiando de color. Ahora estoy usando mucho el negro que me encanta y representa un equilibrio entre la sombra y lo que soy; me mantiene tranquilo.

¿Cómo ha cambiado la música en tu vida durante todo este tiempo? Tanto en tu método de trabajo, como en tu personalidad.

Fíjate que de eso trata “Nos Quedamos”. Justo este año se cumplen diez años desde el lanzamiento de mi primer disco como solista, y cuando veo hacia atrás y veo todo lo que ha pasado, me hace sentir súper bien. Por eso la letra habla del tiempo: si me muero mañana voy a estar bien y tranquilo. La música, en los últimos diez años, es lo que más felicidad y alegría me ha dado, además de experiencias bonitas y duras. Con el pasar del tiempo he logrado mantener un equilibrio en muchas cosas gracias a la música como carrera.

¿Recuerdas tu primer momento con la música?

¡Claro! Escuchando música, fue con un disco de Donna Summer en 1990… era la primera vez que escuchaba algo en un tocadiscos. Y la primera vez que toqué, fue en el colegio, tenía 7 años y estaba tocando teclado en un evento especial. Cuando me regalaron mi primer teclado lo supe todo, (risas). Después fue un problema para la casa, para el futuro del niño que tiene que estudiar.

¿Has tenido problemas con tu familia por algunos prejuicios que pueden existir en tu carrera?

Mi familia (padre, madre) no tanto porque somos bastantes musicales. Yo siempre fui muy consciente de las responsabilidades que tenía como un chico en crecimiento. Desde pequeño sabía que en algún momento me iba a dedicar a cantar en escenarios, a tocar… me cuidé bastante en cumplir con esa faceta de hijo/ cumplir las expectativas de mis padres. Ahora, prejuicios de las otras familias, eso es otra historia.



¿Cuáles son los artistas más escuchados en el Spotify de Vargas?

Acabo de reconectar con una banda que se llama Cake. Me gusta mucho The Whitest Boy Alive, me gusta Donna Summer todavía, Mercedes Sosa, Spinetta…

¿Qué le puedes recomendar a las personas en Venezuela que están intentando lanzar sus proyectos como bandas o solistas?

Que se organicen, que tengan paciencia, que dejen los prejuicios, que se olviden de los gremios y que se olviden del centralismo para seguir adelante

#EntrevistaMega #DondeSea


TAMBIÉN PUEDES LEER: Disco Estimulante: el botiquín medicinal de Hello Seahorse